viernes, 29 de noviembre de 2013



 

                                " TOREROS DE TAPIA "

                                     
                                          RESUMEN DE NOVILLEROS SIN CABALLOS

 

  Jose Angel Oliva,  Es claro y contundente con  la importancia que tienen las escuelas taurinas para los chavales como él, explicándonos que gracias a ellas, los chavales pueden dar el paso a ser toreros.   También tiene claro que sus estudios los debe tener presentes y que el toro es lo más importante de su vida, pero en la vida tienes que tener una cultura, y como en las escuelas,  les enseñan ser personas lo primero, pero también a ser toreros dentro y fuera de la plaza.   A los chavales que en estos momentos  están pensando en introducirse en este mundo de los toros, les diría  que ser torero es muy difícil, que cuesta mucho y te dan pocas oportunidades, pero que si lo llevan de vocación no lo duden, 1 año de sacrificio personal en una faena de 10 minutos te hacen ver que no hay nada más bonito que luchar por ser toreo.

Oscar Mota es humilde, lo único que piensa es que cuando sea figura,  se seguirá acordando de los amigos de siempre, de su familia por supuesto, en especial de su padre, que es quien le ha llevado su carrera durante mucho tiempo y ha apostado por él, de su madre, que incluso estando en la sombra, sufre pero apoya incondicionalmente a su hijo, y a todas las personas que le han hecho llegar a el momento en el  que se encuentra actualmente.

   



Alberto Escudero, sabe de la importancia que tiene las escuelas en la tauromaquia, pero también de las pocas oportunidades que se le dan a los que empiezan para que les vean  la cara y coger el sitio ante los animales.   Tiene la oportunidad de poderse mostrar de tapia gracias a la escuela de Salamanca y al maestro Javier Castaño, de lo cual,  Alberto Escudero,  se siente orgulloso y  priviligiado, por poder contar con su ayuda y  experiencia.   A los chavales que en estos momentos  están pensando en introducirse en este mundo de los toros, les diría  que ser torero es muy difícil, que cuesta mucho y te dan pocas oportunidades, pero que si lo llevan de vocación no lo duden.









Alejandro Rodriguez,   Quitaría muchísimas injusticias en estos momentos, de tantos toreros buenos, que están sentados en sus casas sin torear, cuando no se lo merecen, y pondría, mas subvenciones para los chavales que no se pueden costear, los trastos de torear y que el estado no les ayuda , al igual que más oportunidades y mas sitios para torear, que en las escuelas los tienen, pero son pocos, estos momentos de gloria y de oficio incluso en las escuelas, teniendo en cuenta, que con esto de la crisis están dando más oportunidades a los chavales que están empezando,   es tan importante tanto anímicamente, como sicológicamente el estar toreando,  que todo lo demás no te importa, si conseguir trofeos como si no, porque es el toreo tan grande para Alejandro Rodríguez, que para él no tiene metas, ni limites, haciendo lo que más te gusta, viviendo con ilusión cada una de las tardes en las que participa, teniendo en la mentalidad, que el peligro de la fiesta está siempre presente, dándose cuenta que lo que ahora es un becerro, mañana será un toro, pero con los pies siempre en el suelo, además disfrutando en cada una de las tardes, en las que participa.

EL DANI, nos contaba, que la  vida diaria en la escuela de toreros es dura,  compaginando los estudios con el toreo, y sobre todo bonita por la convivencia diaria con los compañeros, entrenando y disfrutando del toreo día a día, y ve la situación del toro muy difícil, con la actual crisis, poniendo muchas trabas a los festejos sin picadores y novilladas, puesto que en ocasiones llena mas una plaza una corrida de toros que una novillada,  y si tuviera la oportunidad de hacer algo por la fiesta de los toros, pondría mas festejos menores y ayudaría a las escuelas de torear, las cuales están perdiendo muchas subvenciones, tienen cada vez más alumnos y no tienen medios de tirar para adelante por sí mismas, sin ayuda tampoco de las ferias importantes, haciendonos una reflexión del toreo actual en el apartado de novilladas, relatando que en realidad cuantos novilleros con caballos han matado una gran cantidad de novilladas dando gracias como este año a la feria de encastes minoritarios en Madrid, sin rechazar ninguna oportunidad, incluso sin haber toreado casi en todo el año o en ocasiones una novillada en el año, porque siempre tienes en esas oportunidades más que ganar a que perder.

A Diego de Llanos, le gusta que respeten a los maletillas que salen en las capeas de las plazas, y que les den  oportunidad para empezar a involucrarse en el mundo del toro, donde se aprenden muchas cosas que en las escuelas no se enseñan, que es importantísimo el toreo de salón para coger técnica  siendo muy importante los comentarios y enseñanzas de las personas mayores que ya han pasado por este mundo de los toros, que han sido toreros de tapia, y que ya han pasado por lo que en estos momentos pasan tantos chavales que quieren empezar en este bonito pero tan arriesgado y difícil mundo del toro, en el que muchos intentan, pero tan pocos llegan.

Javier Berjillos,  les diría a los chavales que los toros se llevan en el corazón,  y que si de verdad lo sienten,  luchen por ello.    Que en las escuelas no se dan muchos trastos de torear, pero si se da la oportunidad de coger una técnica,  y  ver en esa etapa,  si lo que quieren es un juego,  o es ser un torero de verdad.    Y sobre todo lo que los diría, que los que si tiren para a delante es que las cosas llegan, pero para que lleguen hay que ser honrados y sobre todo entregado en tu oficio sin intereses.   Que él su debut lo hizo en Francia y a día de hoy se desplazaría a cualquier sitio por disfrutar de ese arte durante un solo novillo.    Esto es un sueño y no se debe de dejar de soñar lo que manda tu corazón.









Javier de Prados,   en el supuesto que tuviera la oportunidad de poner o quitar algo de la fiesta del toro, pondría o daría más oportunidades a los chavales que empiezan, que no tiene oportunidades de que se les conozca,  y entiende,  que lo peor es que te cueste dinero torear y que no puedas ser torero por no tener dinero, no tener medios económicos o de amiguismos para entrar en ese circuito, que  te pone en el camino, no por la recompensa del trabajo bien hecho, y demostrar en los ruedos lo que eres y vales, como persona y como torero.

..

Jose Ignacio Olmos   nos decia que como matador de toros sueña con ser figura del toreo y destacar en el mundo del toro, y como novillero, ser de los primeros del escalafón y torear aprovechando los triunfos, que como les enseñan  en la escuela, en este mundo del toro, sale para delante el que le hecha agallas, es listo aprovechando sus triunfos y los sabe conservar, y que como dice la frase que presenta la escuela “Llegar a ser figura del toreo es casi un milagro. Al que lo logra podrá quitarle el toro la vida, pero jamás la gloria”, dejando claro que si o si va ser figura del toreo.

 
Julian Nombela, les diria a los chavales que tienen esa ilusión y no se atreven a dar el paso les diría que este mundo es muy bonito, pero que también es muy duro, muy sacrificado, pero qué una buena tarde se lo carga todo y te hace seguir adelante, incluso cuando llegan los momentos en los que en la intimidad, llegas a llorar, sin vergüenza, preguntándose en momentos puntuales, el porqué no ha podido hacer lo que él quiere en el ruedo, si en otros momentos lo ha conseguido, pero decirles, que en un mundo muy bonito, muy sano y que merece la pena, porque, en un momento dado tu metes un gol y te lo pueden explicar cómo ha sido, como ha transcurrido, pero hacer una faena a un animal bravo por muy pequeño que sea, mandarle, que pase por donde tú quieras, muy cerca, es una sensación muy grande e inexplicable, el les anima, les anima a probar esa sensación de miedo, pero de satisfacción que te produce el toro, que además te hace ser hombre y persona, con respetos hacia los demás, y educadamente, ya que el mundo del toro es muy educado y te hace ir con respeto a todos los sitios y también eso te forja como persona, además entendiendo que es una profesión en la que incluso te cuesta tiempo y sacrificio, aun mas en los pequeños chavales como él, que además tienen que lidiar con los quehaceres cotidianos del día a día, como el trabajo, etc., que condicionan los desplazamientos de las ferias, tentaderos, espectáculos, etc., pro que luego te lleva a comprarte un capote de torear incluso antes de disfrutar con tus amigos y en tu vidas propia de muchas cosas.
   
 Sergio Paez, ve un momento actual difícil, pero de transito, ya que tiene claro que la tauromaquia es cultura, arte, tradición y podría seguir poniéndole calificativos de importancia. Cree que se debería de intentar enseñar a los más pequeños con actos taurinos, con encierros chiqui y algo de toreo de salón. Pondría más ayuda para las escuelas taurinas, y  a los que empiezan les diría,  que él empezó con 7 años y a día de hoy tiene 20,  sigue luchando,  y que no cambiaría nada de su vida,  porque el sacrificio en una buena faena con un  novillo, es toda la recompensa, con lo que no duden en luchar por un sueño tan bonito como es ser torero.

 

 
    AQUÍ TERMINA LA ANDADURA DE UN AÑO INTENSO DE ENTREVISTAS, AJUSTES,  PUBLICACIONES, DESPLAZAMIENTOS, ESFUERZO Y TRABAJO, TANTO PARA LOS TOREROS RETIRADOS COMO PARA LOS NOVILLEROS SIN CABALLOS,  SOLAMENTE POR Y PARA HACER QUE EL MUNDO CONOZCA UN  POCO MAS DE ESTAS PERSONAS QUE HAN PARTICIPADO Y PARTICIPARAN EN LA HISTORIA DE ESTE BONITO, DIFÍCIL E INIGUALABLE MUNDO DEL TORO, SOBRE TODO TAMBIÉN PARA QUE EL NOMBRE DE ESTOS CHAVALES QUE EMPIEZAN EN EL TORO SE LES COMIENCE A ESCUCHAR.      ESPERAMOS DESDE LA REDACCIÓN DE "TOREROS DE TAPIA", QUE ESTO SOLAMENTE SEA EL COMIENZO DE UN LARGO PERIODO DE TIEMPO, QUE LES HALLA GUSTADO Y QUE VOLVEREMOS CON MAS ENTREVISTAS Y ALGUNAS MEJORAS.

 

sábado, 9 de noviembre de 2013



 
                                              "TOREROS DE TAPIA"
                                                             PRIMER ANIVERSARIO
    Hoy conmemoramos el primer aniversario de este blogs de "TOREROS DE TAPIA", que nació con un objetivo, llevar a los aficionados a las profundidades y los pensamientos, de aquellas personas que ya han pasado por este mundo del toro, y que tanto tienen que contarnos y enseñarnos de él.  Nos dimos cuenta, que también hay que dar cabida a aquellas personas que quieren comenzar en este mundo y que por suerte o desgracia, no se les escucha, y no se habla de ellos, por lo que hemos intentado en este año que llevamos con este blog, intentar también que todos los seguidores de este blog tengáis las vivencias de los toreros retirados y las de los chavales que quieren empezar, en este número especial por el primer aniversario, expondremos los artículos mas importantes y reflexiones más acertadas a nuestro modo de ver de los toreros ya mayores y en la próxima entrega tendremos a los chavales que intentan abrirse hueco en este  tan bonito pero difícil mundo del toro, a de mas los vestiremos con las foros de los protagonistas. 
 
 Manolo Gómez en nuestra primera intervención en este blog, en Noviembre de 2012 abaló el gesto y contenido del G-10, teniendo en cuenta que en esos momentos quitaría de la circulación a los chupatintas que están engordando los costes de los festejos y en definitiva de la fiesta, al igual que en la plaza de las Ventas, prescindiría de los críticos del tendido 7, los cuales se creen que entienden y lo único que hacen en numerosas ocasiones es confundir al respetable y hacer que muchos de los chavales que están jugando la vida, no tengan opciones de triunfo y a los chavales les diría, en estos momentos tan difíciles de la fiesta, que siempre sean ellos mismos, que cojan las directrices y pautas de las escuelas a las que pertenezcan , y que luego cada uno siga su corte y plasmen su propio sello para llegar al que , con lo que Manolo Gómez , da a entender, que todos los toreros pueden ser igual de valientes, artistas, sinceros, etc., y que todos los toreros que se juegan la vida en un ruedo, tienen que ser respetados y tratados como figuras del toro.
  Julian Maestro opina,  que en estos momentos pasa la fiesta por una racha difícil, en la que se tenía que hacer una gran unión de toda la familia taurina conformada en todo el planeta, para que los anti taurinos no nos ganen la batalla.  Pondría mas novilladas de promoción novilladas sin caballos, y les dice a los chavales que quieren y empiezan a ser toreros que amen su profesión y la respeten, que el respeto que den a la profesión, será el que ellos recibirán el día de mañana, para como él, llegar de ser un Torero de Tapia, a una figura importante y luchador en el mundo del toro.
 
    
 
 
  Juan Cuellar nos comento,  que él siempre ha escuchado  incluso cuando estaba en activo, que la fiesta de los toros estaba muy mal, y cree que esto de los toros  sobrevive a todo, siendo el problema,   las artimañas políticas que no tienen nada que ver con el mundo del toro en sí, además esta fiesta no lo quita nadie, por tan bonita, tan nuestra, y  por gente a la que da de comer, pensando,  que esto cambiara en breve para ser lo que ha sido.    Juan Cuellar ha sido un referente en su época  y  en su comarca, sigue en la fiesta, ayudando a  chavales novilleros en estos momentos , organiza como empresario algunas fiestas e incluso en ocasiones las  fiestas taurinas  en su  pueblo,  dedica todo el tiempo que puede al campo,  e intentar que esta fiesta tan bonita de los toros sobreviva.
 
  Víctor Mendes Opina que tanto en su país natal Portugal, como en España "se ha luchado tanto durante décadas por tener democracia" y por eso siente sorpresa que ahora en algunos sitios se prohíban los toros, no había que prohibir nada y menos algo que sea cultura.   En todos sus años como matador de toros nunca ha vivido algo así, porque aunque había oposición a la fiesta, nunca hubo enfrentamientos y nunca se pensó en dejar a los toros fuera de la ley como en estos momentos.   Los toros como cualquier espectáculo, tiene un componente que es totalmente libre, el que no quiere no lo ve, y por eso no tiene sentido lo que ocurre ahora, considerando aunque admitiendo que esta situación se ha convertido en una patata caliente para los políticos y ante eso pueden ocurrir muchas cosas.   Además con nuestra pasividad, hemos dejado a los anti taurinos organizarse y han tenido el apoyo de organizaciones animalistas internacionales y se ha llegado a la paradoja de que, con nuestros impuestos, los aficionados a los toros financiamos a quienes los quieren prohibir.
         En cualquier caso considera que la fiesta perdurara, porque tiene derecho a existir, en un hecho cultural y legitimo.
 
        Gómez Escorial, cree, que la actual situación del mundo del toro está pasando por un ciclo, de desunión en los sectores taurinos, perdiendo el tiempo y la energía para encontrarse entre ellos, y no unirse para dar pasos juntos en pro del mundo del toro y a favor del la fiesta, unido a los factores de crisis, pero poniendo énfasis  en la desunión de los participes del mundo del toro, con el poco respaldo de políticos, medios de comunicación, etc., entonado un mía culpa de la incapacidad para unirse para ello, entrar gente nueva creando una estructura real y unida del mundo del toro, actualizar el  mundo del toro, y sentirse orgulloso de ser torero, ganadero, aficionado, de participar en este mundo tan bonito, sin tener que pedir perdón como estamos viendo últimamente de participar o de decir que te gustan los toros, hacer que el exterior respete esto al igual que el mundo del toro respeta el resto de cosas que pasan a su alrededor, sin tener que ir con la cabeza agachada y no ir a salvar esta temporada, sino en el futuro de la fiesta, del toreo y del toro, haciendo este sacrificio cada cual en su faceta, y ver la visión de futuro, yendo más allá, por el bien de todos.
  La reflexión final, de Julian Zamora es la satisfacción de pensar que incluso en los tiempos que corren en el mundo del toro, ahora es cuando de verdad el toro se está abriendo al mundo del exterior, con coloquios, clases prácticas, acudiendo a los colegios a explicar el mundo del toro, redes sociales, etc., para que el mundo se dé cuenta de que el que más quiere al toro son los propios profesionales del toro, con todo lo que digan los defensores de animales, con el pesar de que no  se le dé el auge, que tienen otras cosas, cono el futbol, carreras, etc.
 
 
 
 
 
   José Luis Seseña, nos dice que lo primero que tiene que tener un chaval para ser torero es afición, aparte de lucha y constancia,  y una cosa importante, cuando uno ve que ha tocado techo en esto,  retirarse, porque lo que uno no puede hacer es perder tiempo en su vida, haciendo como algunos que con veinte muchos, treinta y tantos están perdiendo ese tiempo, creyendo que es la oportunidad de su vida engañándose a ellos y a los que tienen a su alrededor, siguiendo perfectamente, satisfaciendo esto de muchas maneras, con tentaderos, festivales, etc., pero no truncando su futuro si de verdad no vales para ello, o no tienen la oportunidad de estar en el circulo de  la fiesta, porque para esto hay que estar al cien por cien, y si no es mejor no perder el tiempo.
Carlos Collado "El Niño de la Taurina"   nos comentaba en su entrevista, que a  los chavales que quieren empezar en este mundo del toro, les diría que tengan mucho amor por la fiesta, constancia, sacrificio, y el dedicarte solo y exclusivamente al toro, estando muy convencidos de lo que quieren ser, sin olvidar que es un mundo es muy difícil, pero con convencimiento de que quieren llegar a algo en este mundo lo conseguirán  y como no,  siempre tener esa educación taurina que hace de ser respetado y respetar, para establecerse con fuerza en el mundo del toro.
Joao Moura, tras una gran trayectoria tiene claro que este mundo del toreo a caballo a evolucionado más que notablemente, dejándonos un gran apunte de que ya hasta los caballos tiene cámara en los camiones para estar vigilados durante todo el camino, no como en su época que para transportarlos habían que pasar las de Caín para encontrar primero que transporte contratar y lo más importante de cómo llegar sin que el caballo sufriera para el día de la corrida.    Recuerda que en sus inicios para cualquier modalidad de toreo era más difícil, hasta para poder hacer de tapia e ir cogiendo sitio.   
En sus tiempos la doma del caballo no era como ahora, y los toreros eran de lucha y sacrificio,  para poder tener un sitio allí donde soñaban estar.    
     
   Domingo Rodríguez, "El Rubio de Quismondo"    A los chavales que quieren empezar en este mundo del toro como partícipe de esta fiesta con grandes matadores de toros con los que ha colaborado en sus filas como varilarguero,  y como aficionado al mundo del toro,   les dice, que  lo tengan claro y seguro,  que esta fiesta es la más grande y bonita del mundo,  pero es la más peligrosa y más dura, que se dejen de fiestas y cachondeos, y  se dediquen solo y exclusivamente al mundo del  toro, con toda la seriedad y oficio, que la fiesta de los  toros se merece.
 
 
 
 
" Martin Recio"¸   A los chavales les diría que tengan mucha afición, sobre todo, que sean honestos sobre todo con ellos mismos, si no valen para ser matadores, que se metan de banderilleros o que la vida se pueden tomas otros derroteros, y no perder el tiempo y no engañarse a uno mismo, porque la vida tiene muchas cosas bonitas aparte de ser torero, puesto que la gente que se prepara para ser torero son gente válida para hacer todo lo que se propongan.  
 
 
   Y ASI, CON ESTA PUBLICACION RESUMEN DE LAS FIGURAS DEL MUNDO DEL TORO QUE HAN PASADO POR ESTE BLOG DE "TOREROS DE TAPIA", OS TRANSLADAMOS A NUESTRA PROXIMA PUBLICACION, EL 9 DE DICIEMBRE DE 2013,  QUE SERA EL RESUMEN DE TODOS LOS NOVILLEROS QUE HEMOS TENIDO EL GUSTO DE PRESENTAROS DURANTE ESTE ULTIMO AÑO.
 
 
 
 
 
 
 
 

miércoles, 30 de octubre de 2013


 
             "ALBERTO ESCUDERO"
 
    En la vida se nace con ilusiones y promesas que en un futuro se le van a hacer de una afición a una forma de vida, y es esto lo que le sucede a Alberto Escudero. Siempre   admiraba el toro como afición y poco a poco lo ha ido haciendo uno de sus pilares principales. Sin nadie que le hubiera inculcado el arte del toreo, pero con grandes antecedentes en su familia como los magníficos picadores Paco Grande y Antonio Hernández. Alberto decidió probar por lo que en su familia y en su afición  tantas sensaciones de emoción le aportaban.  Con 14 años se inscribió a la escuela taurina de Salamanca, donde maestros como Juan José y José Ramón Martin le dan sus primeras nociones de la tauromaquia y le hacen ver que esa afición es un arte que sin querer llevaba dentro. Da el paso de inscribirse en la escuela para probar y en 2 meses los maestros al ver que tenía un don taurino deciden llevarle a tentar su primera becerra.   Becerra que le hace ver que su vida es la tauromaquia y que desde hay, iba a luchar por ese arte que le hacía engrandecerse. Cuenta con el apoyo de un gran maestro como es Javier Castaño, el cual además de ayudarle le brinda la oportunidad de entrenar por las mañanas y enseñarle muchas nociones del toreo. Pero eso no queda ahí, porque por las tardes también cada día se acerca a la escuela para que esos maestros que le hicieron sacar el toreo que llevaba dentro, le enseñen más aspectos para después poder ofrecer a esa afición que le hace engrandecerse y superarse con sus oles. Una afición que ha podido desfrutar en 28 grandes tardes que ha ofrecido, y en las cuales puede presumir de haber cortado 46 orejas y 2 rabos. Además ha tenido dos tardes donde la afición le ha catalogado como una de las promesas del toreo, como han sido la de Salamanca y Valladolid,
   Se define como un torero elegante, fino, profundo y lo más importante para él, torero de corazón.   En su repertorio no tiene predilección por un tercio, aunque sabe que lo mejor y lo que mas trasmite es su muleta y lo peor  y lo que lucha por mejorar es el banderillear.   Tiene figuras del toreo en el que le gusta coger puntos de referencia para su toreo, como son Javier Castaño, Julio Robles, Capea o Belmonte.   También le gusta coger pinceladitas de compañeros de la escuela, a quienes  ve compañeros dentro de ella, pero tiene claro que en los ruedos son rivales a los que si ellos se arriman el mas, si ellos cortan 2 orejas, el tiene que luchar por el rabo etc…    En lo que  no duda, es en la ganadería que prefiere, que es la que tenga el toro que le envista y le deje hacer su toreo, sin tener ninguna predilección por una en concreto y dejando claro que la tauromaquia tenia que tener variedad de encastes.    Sobre las plazas, le gustaría triunfar en todas, teniendo como predilección Madrid, Sevilla y Valladolid.
  
     Deja claro que el estado actual de la fiesta está pasando por un mal momento, pero que todo tiene su justicia y pronto volverá a estar como se merece. Para ello, opina que tiene que luchar en lo que se pueda para salvarla, pero lo más importante, entrenar para demostrar que otra vez los jóvenes valores del toreo vienen luchando, para crear más expectativa a los aficionados.  También piensa que habría que quitar injusticias taurinas y sobre todo intereses vulgares que dentro del mundo del toro hacen tanto daño a los toreros y sobre todo a los aficionados.
          


       Sabe de la importancia que tiene las escuelas en la tauromaquia, pero también de las pocas oportunidades que se le dan a los que empiezan para que les vean  la cara y coger el sitio ante los animales.   Tiene la oportunidad de poderse mostrar de tapia gracias a la escuela de Salamanca y al maestro Javier Castaño, de lo cual,  Alberto Escudero,  se siente orgulloso y  priviligiado, por poder contar con su ayuda y  experiencia.   A los chavales que en estos momentos  están pensando en introducirse en este mundo de los toros, les diría  que ser torero es muy difícil, que cuesta mucho y te dan pocas oportunidades, pero que si lo llevan de vocación no lo duden, 1 año de sacrificio personal en una faena de 10 minutos te hacen ver que no hay nada más bonito que luchar por ser toreo.   Y como no,  tiene claro que siempre es y será la misma persona, y siempre agradecerá a todos los que ahora luchan para que su sueño sea cada día más cercano, y  al igual le diría a los que están empezando o quieren empezar que hay que ser siempre agradecido con las personas que cuando empiezas te ayudan, de verdad

miércoles, 9 de octubre de 2013


 
     Si alguien puede presumir de haber sido un maestro en el mundo del toro, sin haber pertenecido a el escalafón superior de matadores o toreos de oro, ese es el torero que nos acompaña en esta ocasión.
     Juan "Martin Recio"
  Banderillero y peón de brega, catalogado como un amansador de fieras en su época, nos cuenta para este blogs  que comienza su andadura en el mundo del toro, como si fuera un juego, por la afición que le impregna un tío suyo al que le gustaban mucho los toros y el que li hizo meterse en este mundo poco a poco, hasta introducirle dentro, empezando a torear becerros, y luego al poco tiempo novillos, pero de repente se da cuenta que eso no es lo suyo, con novillos que parecen toros, y cogiendo oficio de lo que es capaz de aprender cada uno por sí mismo, no como ahora, que les enseñan a torear, incluso en algunas ocasiones, como si fueran matadores de toros y Martin Recio se dio cuenta, de que  él para lo que había  nacido era  para banderillero y bregar a los toros, con mucha afición y torería, además puntualizando que si se pudiera quitar unos años de encima, lo volvería ha hacer, dándonos la razón de que antes los chavales estaban  seguro menos preparados que los de ahora, pero que lo que se hace en estos momentos, son toreros todo iguales, y que antes había mas variedad, más lucha por el triunfo y por la superación.
    Si el ha llegado a ser en el mundo del toro lo que ha llegado a ser, ha sido con mucha afición y sintiendo lo que cada uno hace, ya sea, matador subalterno o novillero que esté empezando, toda persona que se pone delante de un toro, tiene que gustarle y sentir lo que realiza, porque formando parte de una cuadrilla, se forma parte de los triunfos de cada una de esas buenas tardes, y también de las malas de sinsabores, que también llegan, pero dando todo el merito a el matador que al final es el que se juega la vida delante del toro, pero recordando a muchos compañeros con los cuales ha formado cuadrillas durante su paso por los ruedos de todo el mundo, sin arrepentirse de todo los que ha hecho como banderillero, disfrutando cada una de las tardes y sintiendo que era un torero mas, y sintiendo el toreo, sintiéndose torero en cada momento incluso en estos momentos que ya está retirado.
  Ha formado parte de las mejores figuras del toreo, como, Antoñete, Joselito, José María Manzanares, Miguel Abellán, Paco Ojeda, Curro Vázquez....... reconociendo que ha estado en primera línea, pero también ha llegado a estar abajo, y reitera que siempre hay que estar y pensar que no se tiene que olvidar que cada día es una superación, pero sin creérselo nunca, sin olvidar de dónde vienes, y sin pensar que un banderillero es un escalafón mas inferior, sino que cada uno tiene su puesto un una corrida de toros, que hay que amar la profesión y sentir el toreo y el vestirse de torero cada una de las tardes en las que se participa, de oro o de plata,  pero, siempre sintiendo la profesión siendo grande tanto como matador de toros o como subalterno.
   Le recordamos el nombre de Manolo Montoliu, y con mucha nostalgia, nos recuerda que fue un palo ese día y esa tarde, con la pérdida de un compañero, pero lo más importante de un amigo, puesto que pertenecieron ambos y juntos  a la cuadrilla de barios matadores, y se pasan muchas cosas juntos, incluso llegando a ser tan amigos que en estos momentos se llevan con su familia, como si fuesen parte de ella, teniéndole siempre en el recuerdo.
  No ha sido un torero de supersticiones, y muchas anécdotas, muchas y variadas, pero es tan difícil entre toda ellas de recitar alguna en concreto, que prefiera no mencionar ninguna, puesto que es la paradoja de la vida, de hoy tener el mejor triunfo de tu vida y mañana, el mayor petardo de la historia, viviendo el día a día.
   Ve las escuelas de tauromaquia, bien e importantes para el aprendizaje del oficio, pero apuntando que lo mas importante de todo ello, es que cada uno luego plasme su personalidad para que no sean clones unos de otros, pero es donde se coge oficio y enseñanzas para formarse ya no como toreros, sino también como personas, además quitándose de la calle, que hoy en día la calle, es mala, difícil y con mucho peligro para los chavales de hoy en día, viendo como profesional, que poco a poco las escuelas ponen a cada uno en su sitio, las escuelas y el de los ojos negros que según pasan de escalafón en mas grande, serio, y con más peligro, haciendo una criba en todos ellos.
    A su carrera no le quitaría nada, tanto en la época de novillero, como de banderillero, pudiendo si le diesen la oportunidad de volver a hacer lo mismo, porque Martin Recio ha sido feliz haciendo lo que más le ha gustado, que es lo importante, ser feliz de hacer lo que uno quiere hacer.    Ahora lo que quitaría del mundo del toro, son los precios de las entradas, que en los tiempos que estamos de crisis son un poco caros, y si la gente deja de ir a los festejos, al final cada vez se terminara mas la afición.
  No tiene predilección por ningún torero actual en concreto, pero, disfruta mucho como aficionado, porque ante todo aparte de profesional del mundo del toro, es aficionado, además pasando mucha envidia, de pensar lo que se siente con un capote en las manos, pensando en cada una de las corridas a las que asiste, que se quitaría treinta años de encima  y haría lo que ha sido su vida durante tanto tiempo.
   A los chavales les diría que tengan mucha afición, sobre todo, que sean honestos sobre todo con ellos mismos, si no valen para ser matadores, que se metan de banderilleros o que la vida se pueden tomas otros derroteros, y no perder el tiempo y no engañarse a uno mismo, porque la vida tiene muchas cosas bonitas aparte de ser torero, puesto que la gente que se prepara para ser torero son gente válida para hacer todo lo que se propongan.  

domingo, 29 de septiembre de 2013


                    Sergio Páez
 
    Para este arte, a parte de nacer se tiene que hacer, y quien mejor lo puede explicares el novillero que en este caso os acercamos, Sergio Pérez, que con tan solo 3 años no le atraían los dibujos de la televisión, pero si las corridas de toros, que sin conocimiento de causa, cogía los trapos de su madre de limpiar y  jugaba a lo que a día de hoy, es su forma de vida, y que con mucha lucha va consolidándose  en el mundo de la tauromaquia.    Con tan solo 7 años, sus padres buenos aficionados al mundo del toro, decidieron apuntarle a la escuela taurina de Ronda en la que a día de hoy, con 20 años, sigue asistiendo para perfeccionarse.   En esa escuela que por desgracia no puede entrenar, en la plaza en la que cada día sueña Sergio, teniendo que ir a una explanada habilitada del polígono para realizar sus entrenamientos diarios, pero como dice esta promesa del toreo, lo importante es el corazón que ponen sus maestros,  que son los que hacen día a día que su sueño se pueda ir acercando.    
    Tiene claro que su vida es y será el toro, aunque también se sacrifica por tener unos estudios universitarios en los que él considera que un torero tiene que ser maestro en la plaza y fuera, con una cultura de expresión.    Da mucho valor a quienes le ayudan como en su caso Mica (periodista  taurino), Cándido Ruiz (banderillero), sus maestros de escuela o el maestro Javier Conde, quien le lleva de tapia y le da la oportunidad año tras año,  sentirse y curtirse en el toreo de campo.    Da mucho valor a sus trastos de torear, y nos cuenta que valora mucho cada uno de los que le regalan, ya que él es de una familia humilde,  y no podría tirar para adelante sin que grandes maestros y amigos le ayudaran,  pero los que le hacen reírse y sentir la lucha, son los que le regalaron sus padres a los 7 años para que comenzase en este mundo del toro.
     El aprender tiene claro que se hace luchando todos los días y perfeccionando lo que grandes maestros te corrigen, pero en esas correcciones, él nos dice que tiene su forma de torear, aunque sí es cierto,  que se fija de grandes maestros como Julián López  "El Juli", José María Manzanares o el maestro José Antonio Morante de la Puebla.   Al preguntarle por su concepto, nos deja tajantemente claro que torea para el público, y que es el que le tiene que catalogarle, aunque en sus faenas nos destaca su capote y considera que en las faenas que el realiza intenta enseñar todas las suertes,  aunque él no participe, luchando por y para el toro, demostrando  que es el principal en esta lucha de animal y persona.    Tiene el sueño de debutar con caballos en próximas fechas, aunque no le preocupa ni cuándo ni dónde, porque su trayectoria se va curtiendo y el paso es para enseñar a esos aficionados andaluces que tanto hablan de él,  que si o si va a ser figura del toreo.    Puede presumir de una carrera sin caballos con grandes triunfos, pero no quiere y en repetidas veces nos dice,  que lo hace de corazón para el aficionado, sin importarle el resultado, aunque si,  la satisfacción que le brinda el público,  con esos oles que son los mejores trofeos.    Hablando del triunfo, nos comenta que ha luchado y va a seguir luchando cada día mas por enseñar a todos los aficionados,  este arte que tantas noches le ha hecho soñar, y que en el toreo solamente,  ha ofrecido su primer cuarto de lo que va a dar en su trayectoria.
    A pesar de su corta edad, ya ha pisado grandes plazas como Málaga, Jaén, Ronda o el Puerto de Santa María entre otras, pero en la que sueña con su gran tarde es la de Madrid, en la que por desgracia no se ha podido estrenar.    Y de Madrid, nos cuenta que a él le da igual si le llamaran con 1 novillada 0 20 novilladas, porque para él sería una oportunidad de dar el golpe en la mesa y romperla, aunque tiene claro que lo haría como en una portátil, ya que vive cada tarde de toreo como si fuese la ultima de su vida.
       
 
      
     En la actualidad no cuenta con la postura del apoderado, aunque se siente privilegiado de contar con la ayuda de grandes amigos que están dando la cara por él,  sabiendo,  que es una postura importante ya que ellos son más profesionales y te dan más oportunidades, pero es una cosa que tiene claro que cuando llegue que le llegue para bien.
 
         
      Ve un momento actual difícil, pero de transito, ya que tiene claro que la tauromaquia es cultura, arte, tradición y podría seguir poniéndole calificativos de importancia. Cree que se debería de intentar enseñar a los más pequeños con actos como los que ha hecho el maestro "Padilla", o con encierros chiqui y algo de toreo de salón.   Y también considera que se tiene que ayudar a mas chavales que como el luchan,  y las oportunidades se dan contadas, aun sabiendo que la tauromaquia se basa en el futuro de ellos novilleros que están empezando, y de los jóvenes aficionados.     Pondría más ayuda para las escuelas taurinas,  e intentaría hacer ver a esos organizadores de bolsines,  que los premios se entreguen con justicia, para que el que lo haga bien,  de verdad,  sea recompensado moralmente,  y el que no,  que se esfuerce  mas, no confundiendo a los chicos que participan en ellos, y que dan todo lo que tienen dentro,  por estas importantes  oportunidades.    Y a los que empiezan les diría,  que él empezó con 7 años y a día de hoy tiene 20,  sigue luchando,  y que no cambiaría nada de su vida,  porque el sacrificio en un novillo, es toda la recompensa, con lo que no duden en luchar por un sueño tan bonito como es ser torero.
 

lunes, 9 de septiembre de 2013


       DOMINGO RODRIGUEZ 
     "RUBIO DE QUISMONDO"

     Porque la tauromaquia se divide en tercios y no solo hay maestros de oro, nos trasladamos a un pueblo de la provincia de Toledo (España), donde encontramos a un protagonista de oro en el mundo del castoreño.   En una comarca de maestros del toreo importantes, como Domingo González Mateo abuelo de la saga de los Dominguín, El Niño de la Taurina al que ya hemos reseñado en este blog,  Juan Bellido "Chocolate" un gran peón de brega y banderillero, Gregorio Sánchez un gran matador de toros, y Domingo Rodríguez como nombre personal, pero más conocido como "Rubio de Quismondo", uno de los mejores picadores que ha habido en nuestra historia más reciente del mundo del toro.

  Comienza la afición en el mundo del toro en la plaza de Vistalegre (Madrid, España) donde se dedica a poner petos en los caballos de picar y montar a los equinos, puesto que él se traslada a la capital, porque en el pueblo no hay vida y el quiere vivir bien y ser algo en la vida, no quedarse en el ostracismo del pueblo natal, tomando de referencia a unos mozos del pueblo de al lado Nombela (Toledo, España), que ya eran picadores y el los intento copiar, puesto que en su interior decía, si ellos lo hacen yo también lo puedo conseguir.  

     Debuto el 25 de Agosto del año 1957 en Valencia de Alcántara un pueblo de Badajoz (España), siendo esta su única intervención en los ruedos y sin torear hasta un año después, que con Luis Albiz, se presento en la plaza de las Ventas de Madrid, toreando desde ese momento, solamente con cuatro matadores mas, Andrés Hernando, del año 1963 al 1967, con Ángel Teruel, hasta el año 1971, con Luis Miguel Dominguín, hasta el 1973 y posteriormente, con Francisco Ruiz Miguel, hasta el año, 1991, quedando un espacio en su carrera, el año que Ruiz Miguel para en el año 1990, en el que paso a formar parte de la cuadrilla del Niño de la Taurina.  Teniendo una gran amistad con todos ellos, y no considerando a ninguno como el tránsito de su vida, sino, llevándose, incluso en la actualidad con ellos, como si fueran familia, además coincidiendo con ellos que un picador es torero a caballo, por la participación tan importante que realiza en la fiesta, además con la calidad del Rubio de Quismondo, el picar no es un simple trámite, sino un tercio de la lidia de un toro esencial e importante, siendo parte crucial en el mundo del toro.

   El escalafón de los picadores, no se mide, por el transcurso de novillero, matador, etc., si no  por los maestros a los que se acompaña, y en los festejos que se realizan, porque aunque parece mentira, antes,  en su época, los toreros son los que buscaban a las cuadrillas y les invitaban a formar parte de sus espectáculos, cosa que cuanto más te llamaran, mas importante eras en el mundo del castoreño.

  "El Rubio de Quismondo", viene o se lo puso, el gran comentarista taurino y deportivo, Matías Prat, en el año 1964, fue la tan recordada corrida de El Cordobés, Serranito y David Aguilar, en la que por sustitución de Serranito, entro en la corrida Adres Hernando, al que le acompañaba como picador por esa época, en esta corrida por la mañana, un sobrino del antes citado Matías Prat,  de nombre José María Soto Mayor, escritor y colaborador de la célebre enciclopedia taurina " EL COSSIO",  que se dedicaba a hacer una especie de chuleta, con las cuadrillas de los participantes, para facilitar la retransmisión del festejo por la televisión y que iba recogiendo todos los nombres, le pregunto el nombre, y él le dijo,  Domingo Rodríguez, de Quismondo, a lo que José María respondió, el pueblo de la saga de los Domingines, no será familia o algo, a lo que Domingo dijo, no los conozco son grandes amigos pero no, y la cuál fue su sorpresa, cuando en la retransmisión Matías Prat, le hizo una biografía completa, llamándolo por su color de pelo, Rubio y su procedencia Quismondo,  vamos el nombre el cual fue bautizado “EL RUBIO DE QUISMUNDO”, siendo recordado por Matías y Domingo en muchas ocasiones, en las que  han coincidido.

   El tercio de varas es primordial en la lidia de los toros,  para ahormar   la fuerza de los mismos, siendo antes muy dados los matadores a la frase de vamos a darle, pero vamos a darle duro, incluso antes sin cruceta en las pullas, se tenía que meter dentro del animal unos veinte o treinta centímetros de palo, no valiendo los picadores que no eran capaces de hacerlo, y desde un tiempo a esta parte, esa frase se ha convertido, en vamos a cuidarle, a cuidarle que nos quedamos sin toro en la muleta, y además confundiendo en ocasiones el dicho del dale, dale, con el vale, vale, pero no por nada, sino por el estado de nervios que llevan encima los matadores, no de miedo incluso en muchas ocasiones del toro en sí, sino del sentido de la responsabilidad, que es muy grande no solamente para los matadores, sino para todos los componentes de las cuadrillas en general, porque ellos sufren las acciones de los matadores, y tanto los triunfos como las derrotas de todas esas tardes, en las que comparten cuadrillas, con matadores, banderilleros, etc. asumiendo egoístamente  el triunfo del matador, compartiéndolo, pero teniendo en cuenta que el triunfo siempre es de él que está delante de la cara del toro y da todo por él y pos su cuadrilla. 

    Le recordamos la fecha de 7 de Abril de 1989, y sin dudarlo Domingo Rodríguez  nos traslada a Sevilla, Real Maestranza de Caballería, la única vez que le toca la música a un picador cuando esta picando, y nos cuenta como anécdota, que incluso después de esto, no le dan el premio a de la feria y nos matiza,  mas quenada,  por ser castellano y no andaluz.   Nos cuenta que esto es lo más, en ese momento y en ese día, no recuerda nada igual pasando por el momento más inolvidable personal  y profesionalmente para el Rubio de Quismondo.   Después de haber toreado alrededor de unas  2.200 corridas de toros y teniendo también el recuerdo de algunas de las tardes malas, como volviendo de América con Hernando en Guadalajara, que le pusieron el toro en varias ocasiones, y no lo cogió en ninguna de ellas, el matador le pregunta,  ¿Qué le pasa? y Quismondo le responde, ¡eso me gustaría saber a mí, que me pasa!, esa tarde fue inolvidable.   No ha sido supersticioso, y como colores el amarillo no le ha gustado nunca.

  Ve las escuelas de tauromaquia, como el gran atraso de la fiesta, puesto que para él son toreros estándar, a pesar de que luego cada uno tome sus matices o pensamientos, son todos iguales y luego cuando le sale el "morito", como llama el al toro, no pueden ninguno con ellos, porque no están ninguno hecho, como cuando se forjaban los toreros en las capeas que estaban acostumbrados a las dificultades y mucho mas cuajados en el oficio.  Si pudiera hacer cambios en el mundo del toro, le pondría mas raza y le quitaría kilos a los animales, echándole la culpa a los ganaderos, puesto que en los tentaderos en cuanto le complica la vida una vaca o un becerro a las figuritas que realizan estas tientas,  se las quitan de en medio, con lo cual estamos matando la casta y raza brava, señalando la ganadería de Adolfo Martin como las únicas alimañas que aún  conservan la esencia de la casta brava.

       Para terminar, nos hace eco El Rubio de Quismondo ,  del mundo del toro en Francia, donde se cuida el tercio de varas,  como aquí hace cuarenta años,  y se echan toros como  aquí en antaño, teniendo mucha más  afición  y ambición hacia la fiesta taurina.

        A los chavales que quieren empezar en este mundo del toro como partícipe de esta fiesta con grandes matadores de toros con los que ha colaborado en sus filas como varilarguero,  y como aficionado al mundo del toro,   les dice, que  lo tengan claro y seguro,  que esta fiesta es la más grande y bonita del mundo,  pero es la más peligrosa y más dura, que se dejen de fiestas y cachondeos, y  se dediquen solo y exclusivamente al mundo del  toro, con toda la seriedad y oficio, que la fiesta de los  toros se merece.